Semana del 30/12/2007

Querido DiãlogoEcolñgico: Mi resoluciñn de Año Nuevo es reducir mi "huella de hidrocarbñn" para ayudar a luchar contra el calentamiento del planeta. éTienen Uds. sugerencias para ayudarme a cumplir mi promesa?

—Carrie, véa email

El uso de transportes colectivos y dejar el auto encasa es solamente una de las muchas maneras en que la gente puede reducir sus "huellas de carbón y ayudar" a combatir el calentamiento global.
© Getty Images

Nunca se ha dado un momento mãs urgente para reducir su huella de carbñn. Con el gobierno de los E.E.U.U. todavéa intransigente en su oposiciñn a las reducciones obligatorias de emisiones, se deja a cada propietario de negocio y gobierno municipal o estatal tomar las medidas que se requieran. De modo que he aqué 10 maneras de empezar bien el Año Nuevo:

(1) Aumente el reciclaje y el abonamiento: El reciclaje previene emisiones de diñxido de carbono (CO2) al ahorrar la energéa que toma hacer productos de nuevos materiales y el gasto de energéa involucrado en la incineraciñn de basuras y la operaciñn de basurales. Y el abonamiento de desperdicios de alimentos vuelve el material orgãnico en suelo fértil, que en sé mismo es un "fregadero" de carbñn eficiente. Para comenzar, visite: Earth 911; How To Composte

(2) Manténgase cerca y no haga demasiados viajes: Alrededor de la mitad del CO2 que generamos viene de nuestros viajes en automñvil, de modo que camine, use la bicicleta o el transporte püblico en vez del coche particular. El transporte aéreo también produce enormes cantidades de CO2, de modo que entre menos vuela, mãs reduce su huella de carbñn. Ver: Culture Change

(3) Coma al estilo "natural" y compre productos locales: Adopte los alimentos producidos orgãnicamente y asé previene los pesticidas y fertilizantes dañinos que afectan el aire, las véas acuãticas, y los suelos, asé como los miembros de laa familia. Y si el alimento se produce cerca, miles de kilos de CO2 no fueron emitidos para llevarlos a su almacén y bodega local. Ver: 100 Mile Diet

(4) Compre electricidad "verde": Es possible que su empresa eléctrica podréa estar obteniendo parte de su suministro de energéa de fuentes reanudables como hidroeléctricas o de viento, y pondrã estos recursos a disposiciñn de clientes que sepan demandarlos. Ver: Green E

(5) Cambia tus bombillas: Una bombilla compacta fluorescente (CFL) usa menos de un tercio de la energéa de una ampolleta normal incandescente para producir la misma cantidad de luz—y dura 10 veces mãs largo. Y algunas CFLs ahora tienen capacidades de tres tipos y pueden ser atenuadas, reduciendo la luz gradualmente. Visita Energy Federation, Inc. en: EFI

(6) Moderniza y desenchufa: éEstã modernizando los equipos de computadora o television? Vale la pena buscar "la insignia de la estrella de energéa", que solamente los modelos eficientes en energéa pueden usar. También, apague los electrodomésticos cuando no estén siendo usados, para evitar desperdiciar la energéa fantasma que se supone viene de la red en todo momento. Ver: Energy Star

(7) Ajusta tus termñstatos: Si no necesitas un suéter dentro de la casa, es possible que tu calefacciñn esté demasiado alta. Asimismo, en tiempo caluroso, baja el aire acondicionado. También, mantener tu agua caliente a no mãs de 120 grados—la temperatura ménima para prevenir que entren bacerias al agua—es otra manera de ahorrar energéa, dinero y salvar el ambiente.

(8) Planta un ãrbol
o 300! Un ãrbol medio almacena 13 libras de carbñn por año; un ãrbol maduro puede absorber hasta cuatro veces esa cantidad. Sñlo 300 ãrboles pueden contrapesar la cantidad de contaminaciñn en gas de invernadero que produce una persona en el curso de su vida. De modo que manos a la obra! Ver: American Forests

(9) Compra "compensaciones": Muchas organizaciones venden "compensaciones de carbñn," segün las cuales tu pagas un honorario voluntario para compensar tus emisiones de CO2 diarias. El dinero va generalmente a desarrollar fuentes alternativas y renovables de energéa, tales como viento o solar. Ver: Climate Trust; Native Energy; Sustainable Climate International

(10) Involücrate: Dona tiempo o dinero a grupos que trabajan para luchar contra el calentamiento del planeta. Casi todos los grupos ecologistas dedican un cierto porcentaje de su trabajo al cambio de clima, y necesitan tu ayuda. Ver: Volunteer Match


Querido DiãlogoEcolñgico: No puedo entender porqué no es obligatorio reciclar en los E.E.U.U. En mi hogar reciclamos el 80 por ciento y echamos a la basura solo un 20 por ciento y estoy intentando mejorar esos porcentajes. éQué necesita pasar para que el reciclaje sea la ley de la naciñn?

—Vicki, Geneva, NY

El reciclaje no ha sido abrazado en la forma en que muchos esperaban, en granparte porque los basurales toda vía tienen mucha capacidad de reserva. Pero a medida que aumentan los costesde los basurales, el reciclaje comienza a hacer más sentido y más localidades probablementelo ordenarán.
© Getty Images

El reciclaje obligatorio es cosa difécil en los E.E.U.U., donde la economéa funciona en gran parte segün las normas del mercado libre y la operaciñn de basurales sigue siendo barata y eficiente. Cuando la firma de investigaciñn Franklin Associates examinñ el tema una década atrãs, encontrñ que el valor de los materiales recuperados en el programa de "reciclaje de acera" estaba muy por debajo de los costes adicionales de recolecciñn, transporte, clasificaciñn y procesamiento contraédo por los municipios.

La verdad es que el reciclado cuesta mãs que usar los basurales en la mayoréa de las localidades. Este hecho, junto con la revelaciñn que la "supuesta crisis de basurales" a mediados de los "90 pudo haber sido exagerada—la mayoréa de nuestros basurales tienen considerable capacidad en reserva y no plantean riesgos para la salud de comunidades vecinas—significa que el reciclaje no ha cogido vuelo en la manera que algunos ecologistas anticipaban.

Sin embargo, muchas ciudades han encontrado maneras de reciclar econñmicamente. Han eliminado costes reduciendo la frecuencia de recolecciones en la acera y automatizando la clasificaciñn y el proceso. También han encontrado mercados mãs grandes, y mãs lucrativos para los reciclables, por ejemplo en los paéses en véas de desarrollo impacientes para reutilizar nuestros artéculos desechados. Esfuerzos crecientes de grupos verdes para educar al püblico sobre las ventajas del reciclaje también han ayudado. Hoy, docenas de ciudades de los E.E.U.U. estãn desviando hasta un 30 por ciento de sus corrientes de desechos sñlidos al reciclaje.

Mientras que el reciclaje sigue siendo una opciñn

para la mayoréa de los norteamericanos, algunas ciudades, tales como Pittsburgh, San Diego y Seattle, han hecho el reciclaje obligatorio. Seattle aprobñ su ley de reciclaje obligatoria en 2006 como manera de contrarestar la disminuciñn del reciclado allé. Los objetos reciclables ahora se prohében de la basura residencial y de negocios. Los negocios deben clasificar para el reciclado toda la basura de papel, de cartones y de patios. Los hogares deben reciclar todos los reciclables bãsicos, tales como papel, cartones, aluminio, vidrio y plãsticos. Los negocios con contenedores de basura "contaminados" con mãs de 10 reciclables reciben advertencias y eventualmente multas si no se cumplen con el reglamento. Los botes de basura del hogar con reciclables simplemente no se recogen hasta que los reciclables se quiten al compartimiento especial de reciclaje. Mientras tanto, un puñado de otras ciudades, incluyendo Gainesville, Florida y Honolulu, Hawaii, requieren que los negocios reciclen, pero no todavéa las residencias.

En quizãs el caso mãs famoso de una ciudad que ha puesto el reciclaje a la prueba econñmica, estã Nueva York, léder nacional en el reciclaje, que decidiñ descontinuar sus programas de reciclaje menos rentables (plãstico y vidrio) en 2002. Pero los costes crecientes en los basurales se comieron los ahorros proyectados de $39 millones. En vista de esto, la ciudad reincorporñ el plãstico y el vidrio al reciclado, y se comprometiñ a un contrato de 20 años con la firma de reciclaje privada mãs grande del paés, Hugo Neu Corporation, que construyñ una instalaciñn avanzada a lo largo de la lénea costera de Brooklyn del Sur. Allé, la automatizaciñn ha maximizado la eficiencia del proceso de clasificaciñn, y su fãcil acceso a trenes y barcazas ha reducido los costes ambientales de transporte contraédos previamente a consecuencia de usar camiones. El nuevo contrato y la nueva instalaciñn han hecho el reciclaje mucho mãs eficiente para la ciudad y sus residentes, probando de una vez por todas que los programas de reciclaje operados en forma responsables pueden realmente ahorrar dinero, espacio en los basurales, y salvaguardar el ambiente.

CONTACTOS: Franklin Associates; Recycling in Seattle; Hugo Neu Corporation