Semana del 10/09/2006

Querido DiãlogoEcolñgico: Sé que el calentamiento global causa extremos climãticos y derrite los glaciares los que hacen aumentar el nivel del mar. Pero, écñmo extiende el alcance de las enfermedades?—Curran Clark, Seattle, WA

Los cambios de clima aceleran la diseminaciñn de las enfermedades principalmente porque temperaturas mãs altas expanden el alcance geogrãfico en el cual pueden sobrevivir animales portadores de enfermedades, insectos y microorganismos—y los virus y gérmenes que acarrean. Los expertos creen que, a consdecuencia del alza de las temperaturas, muchas enfermedades que anteriormente estaban limitadas a zonas tropicales ahora podréan empezar a verse ahora en zonas previamente mãs fréas.

Por ejemplo, mosquitos portadores de la fiebre del dengue acostumbraban vivir a elevaciones no superiores a los 1200 metros, pero debido a las temperaturas mãs calurosas se han detectado ahora a 2300 metros en las montañas de los Andes de Colombia. Y durante los ültimos años biñlogos han encontrado en Indonesia mosquitos portadores de paludismo a elevaciones muy superiores a las normales. Estos cambios no ocurren solamente debido a las temperaturas extremadamente altas que hemos sufrido recientemente, sino también como resultado de aumentos minüsculos en las temperaturas medias.

Pero el calor extremo puede ser también un factor, y el vénculo entre el calentamiento planetario y las enfermedades quedñ en relieve en los Estados Unidos durante el verano de 1999, cuando se viñ 62 casos del Virus del Nilo Occidental en el ãrea de Nueva York. El Dr. Dickson Despommier, un profesor de salud con Columbia University, reporta que el Virus del Nilo Occidental se disemina por una especie de mosquito que prefiere victimizar a las aves, pero que se conformarã con morder a los seres humanos si sus blancos aviares predilectos hubiesen huido de las areas urbanas durante olas de calor.

"Por imperativos de reproducciñn, los mosquitos se ven forzados a alimentarse con los humanos, y eso es lo que detonñ la epidemia de 1999", señala Despommier. "Las temperaturas mãs elevadas también inducen mayor frecuencia de mordeduras por parte de los mosquitos. Y las primeras grandes lluvias tras la sequéa crearon nuevos campos de gestaciñn". Añade que una pauta similar ha sido reconocida en otros recientes brotes del mismo virus en Israel, Sud Africa y Rumania.

La gripe aviar es otro ejemplo de una enfermedad que posiblemente se extenderã mãs rãpidamente a medidaa que se recalienta la tierra, pero por una razñn diferente: Un estudio de las Naciones Unidas encontrñ que el calentamiento global—en concierto con el desarrollo excesivo—estã contribuyendo a un aumento en la pérdida de humedales y pantanos alrededor del mundo. Esta tendencia estã ya forzando a las aves migratorias que portan enfermedades, y que normalmente usan los humedales como puntos de parada, a usar en vez terrenos en granjas de animales donde se mezclan con las aves domesticadas, arriesgando traspasar la enfermedad mediante contacto de animal a humano y de humano a humano.

Una evaluaciñn de los cambios climãticos y la salud ordenada por el Congreso, conducida en 2001, predijo que el calentamiento global causaréa o aumentaréa la incidencia de paludismo, fiebre del dengue, fiebre amarilla, encefalitis, y dolencias pulmonares a través de todo el mundo en la décadas venideras. La evaluaciñn concluyñ asimismo que las enfermedades transmitidas por roedores e insectos pasaréan a ser mãs comunes en los Estados Unidos y Europa.

Las nuevas no son tampoco muy buenas para los paéses menos desarrollados. Los investigadores encontraron que dos tercios de los brotes de enfermedades transmitidas por el agua (tales como el cñlera) siguien procesos ya en aumento debido al recalentamiento planetario.

CONTACTOS: Consejo de Defensa de Recursos Naturales: Consecuencias del Calentamiento Global [Natural Resources Defense Council Consequences of Global Warming], www.nrdc.org/globalWarming/fcons.asp.


Querido DiãlogoEcolñgico: Luego voy a entrar a remodelar mi casa. éEs que existen pisos o materiales para empapelar una habitaciñn que no agraven los problemas respiratorios de mi niño? —Mary, Lake Zurich, IL

Para los que sufren de hipersensibilidad a sustancias quémicas, el hogar no es a menudo un refugio. Compuestos volãtiles orgãnicos (CVOs) tales como el formaldehido pueden emitir gases de las alfombras, el empapelado y las pinturas, irritando los pulmones y promoviendo dolores de cabeza y ojos lagrimosos. Felizmente, hay un creciente nümero de opciones a los materiales convencionales de construcciñn, que son tanto mejores para el planeta como para nuestra salud.

En cuestiñn de pisos, el Environmental Home Center [Centro Ecolñgico del Hogar], basado en Seattle recomienda el corcho, el linñleo, el bambü y parqués selectos como las mejores opciones desde el punto de vista de la calidad del aire interior. Si Ud. elige cualquiera de estas opciones, asegürese que los instaladores no usen adhesivos no tñxicos—ya que el problema—de los CVOs, por ejemplo—estã en los detalles.

Para los prefieren algo mãs suave bajo la planta, Earth Weave y Natural Home, entre otros, usan fibras naturales como la lana, el yute, el cãñamo y la goma para crear alfombrados atrayentes y sin materias quémicas para aplicaciones de pared a pared y sectoriales. Ambas compañéas evitan los colorantes tñxicos, las neftalinas contra el apolillamiento, y las antimanchas, usando en vez de ellos la resistencia natural de los materiales que incorporan.

Y no paremos con las alfombras. El rellenado natural de lana, fabricado de manera que se eviten los CVOs encontrados en los adhesivos, induce una capa superior muy suave sin introducir toxinas a la mezcla subyacente. Las alfombras y rellenos tradicionales pueden emitir gases que son un potpourri de sustancias quémicas nocivas, incluyendo los CVOs.

Una serie de nuevos empapelados han llegado asimismo al rescate en años recientes. La mayoréa de los empapelados no estãn hechos en absoluto de papel, sino de un plãstico maleable llamado cloruro polivinélico (PVC), el cual genera varios carcinñgenos bien conocidos, incluyendo la dioxina, durante su producciñn. Una alternativa ecolñgica es la marca sin vinilo Easychange, de Sherwin-Williams. Hecha de papel, no requiere diluyentes especiales ni adhesivos para su instalaciñn, y se encuentra disponible en una variedad de estilos y diseños. Otra buena elecciñn es la lénea DialTones, de la firma Pallas textiles, que se fabrica a base de guéas telefñnicas desechadas. Al mismo tiempo, el Environmental Home Center fabrica su propia marca, Innovations, que se hace con poliéster no tñxico y pulpa de madera, utilizando tintas basadas en agua completamente carentes de metales pesados.

En la categoréa de pinturas, existen ahora muchos productos no tñxico

s o con menos CVOs, incluyendo AFM Safecoat, Livos, BioShield, Yolo y Olivetti. La pãgina web GreenHome.com ofrece muchos de éstos, y los distribuidores convencionales de pintura pueden a la vez ofrecer pinturas "ecolñgicas" con nombres mãs familiares, como Benjamin Moore o Sherwin-Williams.

Los remodeladores deberéan tener cuidado, sin embargo: Cambiando sus pisos o empapelados no eliminarã completamente los irritantes quémicos. Muchas casas construidas o remodeladas en los años 1970 fueron aisladas con espuma de formaldehido, el cual puede seguir siendo una amenaza a la salud por muchos años tras su instalaciñn. Afortunadamente, existen ahora muchas opciones de aislaciñn mãs ecolñgicas, tales como la celulosa, el algodñn, y las barreras metãlicas radiantes. Los sistemas de aislamiento por rociado de célula abierta como Icynene o Air Krete son asimismo populares con los constructores "ecolñgicos", ya que son efectivos, de bajo costo y fãciles de aplicar. Algunos de estos productos estãn disponibles en Home Depot or Lowe"s, pero distribuidores "verdes" mãs pequeños pueden ser localizados en la pãgina web GreenerBuilding.org.

CONTACTOS: Environmental Home Center, www.environmentalhomecenter.com; GreenHome.com, www.greenhome.com; GreenerBuilding.org, www.greenerbuilding.org.